Prisión provisional para el homicida confeso de la menor de Alcalá

Prisión provisional, comunicada y sin fianza del joven de 22 años detenido como autor confeso de la muerte el pasado martes de la menor de 14 años

 Prisión provisional para el homicida confeso de la menor de Alcalá

Foto: EFE/PEDROSA

El homicida confeso a la salida de prisión.



El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Alcalá la Real (Jaén) ha acordado este viernes el ingreso en prisión provisional, comunicada y sin fianza del joven de 22 años detenido como autor confeso de la muerte el pasado martes de la menor de 14 años en este municipio jiennense.

Se le investiga por la comisión de los presuntos delitos de asesinato y agresión sexual, según ha informado el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA). El joven, que responde a las iniciales de N.N.N., se ha acogido a su derecho a no declarar.

Tanto la Fiscalía como la acusación particular han solicitado su ingreso en prisión por los dos presuntos delitos citados. A lo largo de la mañana también han prestado declaración ante la juez tres menores y un testigo.

Hasta el momento los investigadores han podido constatar que no existía una relación sentimental entre la menor y el detenido, aunque sí se conocían. Por ello, según ha añadido el TSJA, el caso no será contemplado como un caso de violencia de género.

Por otra parte, la juez ha autorizado el traslado del cadáver de la fallecida a Marruecos tras recibir la aprobación del forense y con la expresa prohibición de su incineración.

Sobre las 9,30 horas ha llegado a los juzgados de Alcalá la Real el presunto autor del crimen. El joven, que ha pasado los dos últimos días en la Comandancia de la Guardia Civil de Jaén, ha llegado custodiado por los agentes y con la capucha de la sudadera puesta para intentar ocultar su rostro.

A las puertas del juzgado se ha dado cita un grupo de personas que ha pedido también justicia para la menor. El autor confeso ha sido el último en pasar a disposición de la titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Alcalá la Real, tras tres menores y un testigo.



Sin embargo, se ha acogido a su derecho a no declarar, de modo que ha mantenido la actitud que había mostrado en el marco de la investigación de la Guardia Civil, en la que no ha prestado declaración y no ha colaborado, más allá de la llamada inicial que hizo al 112 alertando de lo que había hecho.

N.N.N. ha sido trasladado a Alcalá la Real desde la Comandancia de la Guardia Civil de Jaén, donde ha permanecido arrestado los últimos días, mientras los agentes llevaban a cabo las pesquisas para tratar de esclarecer lo ocurrido el pasado 15 de febrero.

Un "arduo" y "exhaustivo" trabajo de la Unidad Orgánica de la Policía Judicial así como las unidades de Seguridad Ciudadana de Alcalá la Real que permitió "descartar que hubiera una relación afectiva entre la víctima y su agresor", según indicó este jueves la subdelegada del Gobierno, Catalina Madueño, quien añadió que la autopsia determinó la asfixia como causa de la muerte.

El cuerpo de la menor fue localizado sin vida en el entorno de las ruinas de la iglesia de Santo Domingo, en el recinto de la Fortaleza de la Mota, después de que el presunto autor del crimen llamara al 112 a las 21,36 horas del martes para decir que había matado a una mujer.

Hasta el lugar de los hechos se desplazaron efectivos de la Guardia Civil así como de la Policía Local y Bomberos. El joven en ningún momento colaboró a la hora de indicar dónde estaba el cuerpo de la menor.

Finalmente y tras varias batidas, encontraron el cadáver, que fue localizado sin ropa en un lugar de difícil acceso. En la primera inspección ocular los agentes confirmaron que no había heridas de arma blanca ni de disparos. Posteriormente, la autopsia señaló la asfixia como causa del fallecimiento.

Manifestación



Antes, medio millar de personas, según cifra aportada por la Policía Local, se han manifestado por las calles de Alcalá la Real para condenar el asesinato de Khawla, la menor de 14 años, y por el que hay detenido un joven, de 22 años, también de la misma localidad, que se declaró autor confeso del crimen.

La manifestación ha sido convocada por la Federación de Mujeres Creciendo Unidas y ha transcurrido encabezada por la propia madre de la menor acompañada por personas que llevaban la foto impresa de la adolescente, entre ellos el alcalde de Alcalde de Alcalá la Real, Marino Aguilera.



Al término de la marcha, la presidenta de la Federación Creciendo Unidas, María José Pareja, ha tomada la palabra para "condenar el crimen" y mostrar su deseo de que "nunca más ocurra otra muerte de mujeres a manos de hombres" y de que el autor de lo ocurrido a Khawla "sea condenado".

Pareja ha trasladado el apoyo de la ciudad con la familia de la menor fallecida y ha pedido "rezar" en la religión que cada persona tenga por Khawla y por su familia, pero también por "la familia olvidada" del presunto asesino que "sufre doble dolor, por Khawla y por su asesino".

Hakima Zeroil, la madre de la niña asesinada, también ha tomado la palabra para pedir "justicia" para su hija, al tiempo que ha mostrado su confianza en la justicia española y ha agradecido el apoyo que está recibiendo.